Siguiéndole las pistas

30 mayo, 2018

Niños utilizando una lupa para observar insectos - Chacra Educativa Santa Lucía

En Uruguay abundan los animales vertebrados e invertebrados. Unos tienen hábitos diurnos y la mayoría son crepusculares y nocturnos. En un paseo silencioso por los parques, el campo, las costas, las praderas, o los montecitos, se pueden encontrar infinidad de rastros de vida animal silvestre. Quizá no sea fácil observar mamíferos y reptiles en libertad porque se esconden al percibir la presencia humana.


Pequeña pradera en la Chacra - Chacra Educativa Santa Lucía

Montecito junto al tajamar de la Chacra - Chacra Educativa Santa Lucía

Vegetación de monte criollo en Villa Serrana - Chacra Educativa Santa Lucía

Las aves acuáticas, habitantes de lagunas, arroyos, ríos, bañados y la costa oceánica, se ven comúnmente en sus hábitats naturales en primavera y verano, hasta el otoño. Ejemplos: gaviotas, gaviotines, rascadores, ostreros, macás, biguás, garzas, cuervillos, chajás, cigüeña, coscoroba, cisne de cuello negro, patos, gallinetas, pollas de agua y varias más.

Gaviotas, gaviotines, chorlitos, en la costa de Rocha - Chacra Educativa Santa Lucía

Aves acuáticas en Villa Serrana - Chacra Educativa Santa Lucía

Rascadores, gaviota, chorlitos, en la costa de Rocha - Chacra Educativa Santa Lucía

Si aprendes a conocer a las aves de los parques y jardines, los pastizales, los pajonales y montes,  puedes “descubrirlas” sin verlas. Ellas silban, o trinan, pían, o gorjean, cantan o hacen sonidos entrecortados y repetidos, que le son propios a cada especie.

También se las reconoce por sus nidos, por los materiales de construcción, por los lugares que eligen como morada y por sus excrementos. Ejemplos: picaflores, hornero, gorrión, chingolo, calandria, benteveo, zorzal, carpinteros, trepadores, tiotío, crestudo, espinero, churrinche, piojito, cardenal, naranjero, garibaldino. Palomas, torcaza y torcacita, cotorra, pirincho. Martineta, perdiz, ñandú

Rapaz en vuelo y Calandrias - Chacra Educativa Santa Lucía

Nidos de aves construidos con ramitas - Chacra Educativa Santa Lucía

Ñandúes y huella de ñandú en Río Negro - Chacra Educativa Santa Lucía

Ave rapaz planeando en el aire en busca de una presa - Chacra Educativa Santa Lucía

Plumas y excremento de aves - Chacra Educativa Santa Lucía

Señales que sirven para verificar la presencia invisible de animales: a) sonidos, b) arañazos y picaduras en tallos y troncos, c) madrigueras cavadas en el suelo o túneles en pajonales, juncales y cañaverales, troncos  agujereados, refugios dentro del monte, d) restos de alimentos como cráneos, esqueletos, partes de plantas devoradas, egagrópilas, e) vegetales y animales que muestran ataques de sus consumidores, f) huellas de desplazamientos o de animales echados o refugiados, ramitas quebradas, zonas parcialmente excarvadas, g) construcciones de diversos materiales a nivel del suelo o en superficies altas, copas de árboles, etc.

Posible excremento de zorro lleno de restos de arazá - Chacra Educativa Santa Lucía

Huellas posiblemente de zorro y de jabalí - Chacra Educativa Santa Lucía

Restos de comida y excremento - Chacra Educativa Santa Lucía

Crines de caballo enredadas en el alambrado - Chacra Educativa Santa Lucía

"Nido" que construyó la chancha antes de parir - Chacra Educativa Santa Lucía

Huellas de roedor y excremento de apereá - Chacra Educativa Santa Lucía

Restos de cáscara de sandía comida por algún roedor - Chacra Educativa Santa Lucía

Mamíferos que pueden dejar rastros en distintos ecosistemas, aunque no los veamos: comadreja, marmosa, mulita, zorros, aguaráguazú, zorrillo, hurón, gatos del pajonal y montés, manopelada, lobito de río, coatí, apereá, nutria, tucu tucu, coendú, guazubirá, venado.

Restos de osamenta encontrados en la costa - Chacra Educativa Santa Lucía

Huellas de manopelada encontradas en Río Negro - Chacra Educativa Santa Lucía

Rastro y cueva de nutrias en el tajamar grande - Chacra Educativa Santa Lucía

Los amantes de la naturaleza, los zoológos y otros profesionales y avistadores de nuestra fauna, salen en busca de los sonidos, los excrementos, las huellas, plumas, caparazones, los rastros de diversa índole que demuestran la presencia de los animales silvestres en el área. Llevan guías de trabajo de campo y equipo adecuado para dejar registro de lo avistado.

Grazas en el puerto del Buceo / Guías de aves y binoculares - Chacra Educativa Santa Lucía

Libros de ciencias, guías de aves, grabaciones de cantos de aves - Chacra Educativa Santa Lucía

Algunos naturalistas buscan anfibios y reptiles, rastreando señales de su presencia.  Anfibios y reptiles  como: ranas, sapos, tortugas, yacaré, lagartijas, gekos, lagartos, culebras, víboras. Luego, esos estudiosos de la naturaleza, divulgan su conocimiento científico para que las personas podamos conocer a nuestra fauna nativa.

Huellas de lagartija y otros rastros en la arena de la playa - Chacra Educativa Santa Lucía

Sapo mimetizado con el entorno - Chacra Educativa Santa Lucía

Cangrejos, cuevitas de cangrejo, caparazón de cangrejo - Chacra Educativa Santa Lucía

Caparazones de caracoles de tierra - Chacra Educativa Santa Lucía

Así como al encontrar un caparazón de almeja, caracol marino, mejillón, berberecho, puedes imaginar la vida de esos organismos en el mar, otros restos y rastros, son indicadores similares de presencias en diversos ecosistemas: plumas, pelos, espigas con granos comidos, huevos rotos debajo de los arbustos, agallas en hojas, tallos y frutos, deyecciones de pequeños mamíferos, telas de araña, mudas de reptiles y de insectos, maderas perforadas o ahuecadas, patas impresas en el lodo o en la costa arenosa, rastros de baba brillante, construcciones como panales y camoatís, etc. Esas señales remiten a la vida animal en el entorno.

Para VER hay que saber OBSERVAR, implicando todos los sentidos.

Niños observando con una lupa / Midiendo huellas de garza - Chacra Educativa Santa Lucía

Niños observando un tronco lleno de insectos y pequeños organismos - Chacra Educativa Santa Lucía

Los pequeños invertebrados marcan una presencia enorme en cuanto a cantidad y también en discretas huellas en nuestro territorio. Artrópodos terrestres, como arañas e insectos que aparentemente desaparecen en el invierno, dejan cantidades de “avisos” que se pueden decodificar, como si fuera un lenguaje.

Tela de araña en forma de tubo - Chacra Educativa Santa Lucía

Hojas comidas por insectos - Chacra Educativa Santa Lucía

Puestas de caracoles de agua dulce - Chacra Educativa Santa Lucía

Hojas comidas por chinche verde / Vaina perforada por insecto  - Chacra Educativa Santa Lucía

Escorpiones, arañas, ciempiés, cucarachas, mamboretás, termitas, langostas, grillos, tijeretas, chinches, cigarras, escarabajos y cascarudos, gorgojos, taladros, bichos de luz, moscas, mosquitos, tábanos, jejenes, polillas, mariposas, avispas, abejas, hormigas y muchos más.

Hojas, pimpollos florales y frutos comidos parcialmente, huevos sobre las hojas y los tallos, capullos, pupas, restos de las mudas de metamorfosis, sutiles huellas de desplazamientos, caparazones o restos del exoesqueleto.

Hojas comidas por insectos y baba de caracol - Chacra Educativa Santa Lucía

Listón perforado y comido por insectos de la madera  - Chacra Educativa Santa Lucía

Excremento de caracol y hojas comidas por caracol - Chacra Educativa Santa Lucía

Hojas comidas por orugas - Chacra Educativa Santa Lucía

Tela de araña en un muro de piedra / Agallas del molle provocadas por un insecto - Chacra Educativa Santa Lucía
Usando los sentidos, agregando una lupa de mano, y un cuaderno de notas, es posible imaginar el mundo fantástico y sorprendente de la fauna autóctona -incluyendo pequeños y medianos animales- por sus rastros. 

Niños observando bichitos de la humedad en un tronco caído - Chacra Educativa Santa Lucía

Oruga entre los pastos - Chacra Educativa Santa Lucía

Playa la Colorada Montevideo - Chacra Educativa Santa Lucía

Nota: en este post y otros anteriores, se publicaron fotos que pertenecen al registro de la Chacra Santa Lucía, aunque no todas corresponden al predio. Fueron tomadas en diferentes ecosistemas terrestres y acuáticos y cedidas gentilmente por sus autores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario